Kit kat de tipo Zelig

    En Zelig, Woody Allen encarnó a Leonard Zelig, un hombre camaleón que asumía la personalidad (y hasta el color de la piel) de quien tenía delante. Todo por agradar. Con otro objetivo, en Lanzarote3.com tenemos que meternos en la piel del turista porque consideramos que hay que conocer sus motivaciones y querencias.

    Entre turistas, comprobando qué les maravilla

    Es sencillo contactar con ellos. Basta con acercarse y ocupar mesa, por ejemplo en la foto (jueves, 3 de abril, 12:10), en el kiosco del magnífico Villa Toledo.

    Así, se comprueba que muy poco precisan para tener una grata experiencia: vistas, mar, solecito. Y si es, como el caso, en una terracita con servicio gastronómico y bebida (caña de cerveza y sangría es lo que beben en esencia), mucho mejor.

    Hay que matizar ese “muy poco precisan”, ya que cuando se planifica una revista momentos como ése, vistos desde el prisma localista, parecen insignificantes frente al encuentro con Timanfaya, el chapuzón en Papagayo o el descubrimiento de La Geria.

    Codearse con ellos permite visualizar un claro déficit de LZ3. Falta una sección con las mejores terrazas de la isla. A ponerse pues.

    Entrada publicada el 3 de Abril de 2014