En el catamarán de Catlanza destino a Papagayo

    Catamarán de Catlanza en Puerto Calero

    Este es el catamarán de Catlanza atracado en Puerto Calero. Tiene un aspecto formidable y se adivina que la travesía resultará una gozada. La embarcación cubre todos los días de lunes a sábado el trayecto entre el puerto deportivo y las sublimes calas de Papagayo. Este tramo conforma el cono sureste de Lanzarote, sin duda el de mejores condiciones para una excursión de este tipo: protegido del viento el mar suele estar planchado como si fuera una balsa de aceite.

    La tripulación de Lanzarote3.com

    Aunque no lo parezca, Bárbara y quien les escribe esconden escasas mañas náuticas, esta es la expedición de Lanzarote3.com. El itinerario atlántico se extenderá por cuatro horas en el que dará tiempo (hora y media aproximada) para fondear en Papagayo, darse un chapuzón y hacer snorkell, viajar en moto acuática a toda velocidad y reponer fuerzas a base de ensalada o un plato de pasta con salsa vegetal o de atún.

    ¿Qué es lo mejor?

    – Esta sensación de libertad profunda al acomodarte en la parte delantera de la embarcación, en su segmento de lona que te hace flotar suspendido en el aire mientras observas el intenso azul marino del mar.

    Navegando en catamarán de Catlanza en dirección a los acantilados de Papagayo que asoman en el horizonte

    Bárbara dibujando el momento.

    Bárbara dibujando

    – Los acantilados de Los Ajaches que dibujan un territorio seco y estéril pero de incalculable valor paisajístico por su impronta mística. En la travesía de vuelta al puerto, el catamarán irá más pegado a la costa, apreciará con mayor detalle las formas, relieves y colores de este monumento natural.

    Dibujo de Müller desde el catamarán

    – Fondear en Papagayo. Si el litoral embriaga durante el recorrido, en el momento en el que vira en dirección a Papagayo el jable de estas playas impacta de manera irremediable en el excursionista. Coincide el viraje con el cambio musical del barco, la zigzagueante partitura ambiental deriva ahora en un exquisito chill out y funky mientras el personal decide eliminar la timidez y explorar las potencialidades del lugar.

    El catamarán de Catlanza fondea en Papagayo

    El catamarán fondea a unos 200 metros de la playa de Mujeres, Papagayo. El medio centenar de viajeros se dispersa en todas las direcciones: unos deciden tirarse tobogán abajo con las gafas y el tubo, otros guardan el sitio para tener un subidón de adrenalina (travesía en moto mediante), y los más frioleros descansan a cubierta dando cuenta del almuerzo y una cerveza bien fría.

    Alucinante el vivero de peces que se congrega a la sombra del barco, pareciera que están en una asamblea de la asociación de vecinos, para darse el aperitivo con los pedazos de pan que los turistas les tiran.

    Nosotros hicimos un poco de todo, registrando en vídeo las risitas nerviosas de la gente y los highlights de la excursión.

    Con gafas tubo y la gopro

    De vuelta a casa, todavía con el gusto a salitre, el mar se hace notar en la musculatura, sin embargo, resulta un cansancio reconfortante. El mar y su potencialidad recreativa no tiene límite. Añádase el festín contemplativo, el goce de la travesía. Ummm, rico, rico.

    Para vivir la experiencia…

    Horarios. A partir de este viernes 1 de abril y hasta el 31 de octubre Catlanza aborda su temporada de verano con dos excursiones diarias: de 10:00 a 14:00 y de 14:30 a 18:30 horas. En invierno (del 1 noviembre al 31 de marzo) sólo hay una excursión de 11:00 a 15:00. Las travesías son todos los días excepto los domingos.

    Tarifas. Incluye almuerzo y todas las bebidas. Sólo adultos 64 euros/persona. Adultos con niños (2-12 años), 59 euros y 39 euros respectivamente. Mayores de 60 años y estudiantes, 59 euros/persona.

    Reservar. Pueden realizar reservar directamente aquí o pedir más información vía mail o llamando por teléfono a Catlanza, al 928 513 022.

    Tienen todos los detalles aquí.

    Entrada publicada el 28 de Marzo de 2016